Sanidad avisa del uso de amplificadores de sonido

 

 

Sanidad avisa de que el uso de amplificadores de sonido para las pérdidas auditivas puede provocar daños en el oído

Por ello, y con el objetivo de informar sobre las diferencias entre los audífonos y los amplificadores de sonido, la AEMPS ha publicado un tríptico en el que recuerda que los audífonos son un producto sanitario, mientras que los segundos son aparatos electrónicos.

 

De hecho, los audífonos están destinados a personas con problemas de audición y los amplificadores de sonido a las personas que no tienen esta deficiencia auditiva y que, en determinadas situaciones, quieren acentuar los sonidos cuando. «Por ejemplo, cuando el ruido ambiental puede interferir, o para ver la televisión mientras otra persona duerme, o para captar sonidos difíciles de percibir, como en actividades de caza u observación de aves», ha explicado la AEMPS.

 

Asimismo, los audífonos necesitan una adaptación individualizada por parte de un profesional especializado y deben ser prescritos por un médico especialista en otorrinolaringología o por un audioprotesista. Su venta está prohibida en Internet y sólo puede adquirirse en establecimientos de audioprótesis autorizados por las autoridades sanitarias de las comunidades autónomas.

 

Por su parte, los amplificadores de sonidos pueden ser vendidos en Internet o en ‘teletiendas’ y los establecimientos que disponen de ellos no requieren autorización sanitaria.

 

ACUDIR AL MÉDICO ANTE CUALQUIER SEÑAL DE PÉRDIDA DE AUDICIÓN

 

Ante todo esto, la AEMPS ha destacado la importancia de que ante cualquier señal de pérdida de audición se acuda a un profesional para que le realice un diagnóstico ya que, de lo contrario, se puede impedir la detección de patologías que pueden desde un tapón de cera hasta un tumor.

 

«Además, la evaluación audiológica por un profesional sanitario especializado es esencial antes de elegir el audífono más adecuado para cada paciente. La falta de una correcta evaluación audiológica y adaptación del audífono a las características del paciente puede producir un trauma acústico en el oído», ha aseverado.

 

Finalmente, la Agencia ha aconsejado acudir a gabinetes de audioprótesis autorizados para la adquisición del audífono y, en el caso en el que la audición sea normal, se lean y sigan atentamente las indicaciones de uso de los amplificadores de sonido, «evitando su uso prolongado».

 

Fuente: europaPress

 

SHARE